USB 3.1 y USB Type-C, qué es y qué no

USB Tipo-C
USB Tipo-C

Recientemente ha caído a mis manos unas unidades de USB 3,1 y USB-C. Probando y buscando información por Internet, me doy cuenta que al ya complicado mundo del USB se une dos nuevos exponentes a generar confusión.

Hay forma de entender que es lo que viene? Vamos a intentarlo.

USB 3.1 y USB Type-C, qué es y qué no

¿Qué es?

Como todos los nuevos estándares, pasa un tiempo entre que se acepta y se saca al mercado. En este caso, el USB 3.0 tiene ya algunos años, y el 3,1 un año escaso de vida.

Para entender que es, podemos recurrir a wikipedia, a portales tecnológicos, o como yo hago siempre, a la web de la organización USB.ORG (Que alguien le recomiende un diseñador web a esta gente)

Si usamos cualquiera de los recursos, sobretodo el de la organización puede que acabemos con muchas dudas y algunas confusiones. Eso de que USB 3.0 y USB 3.1 sea lo mismo y que se hable de USB 3.1 Gen1 y 3.1 Gen 2 no creo que facilite en absoluto las cosas a nadie.

Para resumir, y empezar a entenderlo, el USB 3.1 es aquel estándar capaz de llegar a 10Gbit/s

¿Y el USB-C?

Antes de atacar al nuevo conector hay que aclarar algunas cosas. Puesto que el USB 3.1 (GEN 2) es un estándar, implica que es independiente de los conectores asociados. Esto es, que podríamos ver los mismo engendros sofisticados conectores USB 3.0 como el “genial” microUSB 3.0 con velocidades de 3.1 o el gran conector de impresora, que había crecido una planta, también con esta velocidad. La verdad es que solo el conector USB de toda la vida, el tipo A, se salvaba de la imaginativa solución de diseño

Gracias a que alguien pensó que eso era un despropósito, posiblemente alguien de Apple dado el interés que tienen en él, se decidió sacar un conector que solucionara estos problemas de una vez, y que convirtiera el USB en algo más que un cable de datos.

USB 3.1 (Gen1)
USB 3.1 (Gen1)

El TIPO-C no es 3.1

El conector USB Tipo-C permite muchas cosas y es retrocompatible, pero no es exclusivo de la versión 3.1(gen 1 o 2) podemos tener un cable USB 2.0 con conectores tipo-C en ambos lados. Lo que lo distingue es básicamente la forma y que es reversible. Da igual la forma de conectarlo. Otras características pueden estar presentes, o no, dependerán  del tipo de cable, pero hago un extracto extraído directamente de la documentación disponible en la mencionada web USB.org.

Dada la cantidad de información, voy a realizar un resumen y espero no dejarme nada. No en vano, el documento con las especificaciones son 211 paginas en las que la información útil al usuario son 4 como mucho.

Power Delivery

Uno de los puntos fuertes, es la nueva característica, que no soportaran todos los cables, pero es necesario conocer a fondo para no confundir. Para mi es el punto más conflictivo. Los cables que incorpores esta característica, tendrán la capacidad de cargar un dispositivo hasta 100W lo que es 20V a 5A como máximo. Para quien no sepa que significa esto, puedo decir que los portátiles suelen cargarse a una tensión de 19V y unos 3A y su potencia suele ir entre 60 y 90W. Un cable USB Tipo-C con la característica Power Delivery podrá cargar cualquier portátil que admita este cable para ser cargado.

Sin esta característica, el USB se comportara como cualquiera de los que conocemos a día de hoy. Podrás usar un cargador normal, solo que la corriente podrá llegar a 3A.

Lo que me parece muy importante, es que un cable USB TIPO-C 3.1 (gen 2), será siempre menor a un metro.

USB 2.0 con conector Tipo-C

Podemos encontrar cables con conectores tipo-C pero con tecnología antigua. Una actualización de los cables que usamos actualmente para cargar todos los móviles. La única diferencia es que lleva el conector Tipo-C y que en transmisión de datos, es lento.

Puede llegar a los 5A de carga pero el cable deberá indicar que es USB 2.0 PD (tiene la opción de Power Delivery).

En uno de los extremos el conector puede ser, o el Tipo A o el Tipo B que puedes ver en las fotos. Y siempre con un máximo de 4 metros de cable.

También podemos encontrar la opción de USB Tipo Mini-B y Micro-B y del otro lado ser un Tipo-C. Según la documentación, en el Mini-B la corriente sera máximo 0,5A y menos de 4 metros de largo. En el caso del Micro-B 3A y siempre cables más cortos de 2 metros.

USB 3.1 con Tipo-C

En el caso de los cables con velocidad de 10Gbit/s, el 3.1 (gen 2), podemos encontrar por un lado, tanto el conector A, el B y el Micro-B. Todos los cables son de una longitud inferior a 1 metro.

Este punto es importante, pues hasta que no lo cambien, podemos saber si el cable es falso, pues lo indican muy claramente. Si es 3.1 ha de ser inferior a un metro.

Si el cable es de 2 metros, puede ser USB 3.1, pero de gen 1, lo que son 5Gbit/s, el antiguo 3.0

Poniendo las cosas fáciles.

Pero hay más

El follón es que los fabricantes se reservan algunas características de este cable para poder usarlo para otras cosas. Por ejemplo:

HDMI

VGA

Display Port

MHL

Ethernet

Y más…

De momento el único que ha puesto toda la carne en el asador y lo usa al completo, es Apple. Junto a su nuevo portátil presentado a mediados del 2015, ha sacado esta versión del cable con adaptadores que permiten extraer del portátil imágenes de vídeo, tanto analógicas como digitales.

Seguiré de cerca la evolución del cable.

Deja un comentario